Consejos ambientales, mes a mes

DEPORTE SOSTENIBLE

02. El deporte en España

En España, la Ley 10/1990 del Deporte estableció como competencias del Consejo Superior de Deportes (CSD) la colaboración en materia de medio ambiente y defensa de la naturaleza junto con otros organismos públicos competentes y especialmente con las Federaciones deportivas más relacionadas. A raíz de ello se han ido generando en España destacadas iniciativas, y distintas instituciones deportivas se han sumado a la necesidad de incorporar criterios ambientales tanto en la gestión de sus organizaciones e instalaciones como en la organización de acontecimientos deportivos.

Hoy el deporte español está en condiciones de situarse a la cabeza en cuanto a su compromiso por una sociedad que adquiera un modelo de desarrollo más sostenible.

El deporte sostenible

Fruto de ello, el Ministerio de Educación, a través del Consejo Superior de Deportes, el Ministerio de Medio Ambiente, a través de la Fundación Biodiversidad y el Comité Olímpico Español con la colaboración de la Organización No Gubernamental Green Cross España elaboraron, como primer hito de esta coordinación, la Estratega Nacional sobre Deporte y Sostenibilidad, la cual fue presentada a la sociedad en junio del año 2007. Entre los contenidos y líneas de acción que se determinan en esta Estrategia está la necesidad de que los principales agentes relacionados directa o indirectamente con el deporte, adquieran un compromiso e implicación con el desarrollo sostenible.

Este compromiso se establece y se materializa a través de la Carta Verde del Deporte Español, que contiene los valores y principios básicos que deberán contemplar las organizaciones y entidades que lo suscriban para orientar sus futuras políticas y prácticas deportivas, en materia de sostenibilidad.

Deportes de nieve, Ski

El Deporte como comunidad puede ejercer un papel muy importante en la difusión y concienciación de los valores del Desarrollo Sostenible que, en definitiva, implica no condicionar la libertad de acción de generaciones futuras evitando la degradación ambiental y los desequilibrios sociales.

En este documento, se presta especial atención al fomento de las siguientes actuaciones:

  1. Dada la importancia del agua para los seres vivos y los ecosistemas y para el desarrollo económico de la sociedad humana se fomentarán las mejores técnicas para el ahorro y el uso eficiente del recurso hídrico evitando los impactos ambientales tanto en las aguas continentales como en las marinas.
  2. Dadas las graves repercusiones ambientales, sociales y económicas derivadas del ya contrastado calentamiento Global de la Tierra se aplicarán las técnicas necesarias para minimizar el uso de energía fomentando la utilización de energías renovables y de bajo impacto ambiental.
  3. Dados los riesgos que conllevan la generación de residuos sobre el suelo, el medio hídrico y los sistemas ecológicos se fomentará la reducción en la generación de residuos, así como las técnicas de reciclaje y reutilización impidiendo en todo caso su deposición descontrolada.
  4. Dadas las molestias y daños que genera el ruido, se promoverán las medidas necesarias para evitar dichas afecciones.
  5. Dadas las consecuencias derivadas de la pérdida de territorio y de la biodiversidad y de los beneficios que ésta conlleva para el ser humano, se reducirán en lo posible la ocupación de terreno y las afecciones paisajísticas, restaurando las áreas que hayan podido quedar afectadas por el desarrollo de actividades deportivas.
  6. Dadas las repercusiones que poseen los modelos de consumo en el uso de recursos naturales (minerales, agua, energía, etc.) se fomentará la utilización de suministros y servicios que hayan asumido criterios ambientales en su proceso productivo, fomentando especialmente los productos ecológicos, renovables y el denominado Comercio Justo.
  7. Como otro elemento importante del desarrollo sostenible, el mundo del deporte se compromete a preservar el patrimonio arqueológico, histórico y cultural, manifestado en cualquiera de sus componentes.
  8. El mundo del deporte, para permitir que se alcancen modelos de desarrollo más sostenibles, deberá incentivar la lucha contra la violencia en las manifestaciones deportivas, demostrando su compromiso en la construcción de sociedades más pacíficas, tolerantes y, en definitiva, más justas y democráticas.
  9. Se incentivarán los procesos de ayuda a la cooperación al desarrollo fomentando la inclusión y cohesión de todos los sectores sociales con especial atención a discapacitados, inmigrantes y tercera edad, fomentando asimismo las políticas y prácticas de igualdad de género.

Dada la gran diversidad de deportes o similares, existen millones de técnicas aplicables para hacerlos de algún modo u otro más sostenible.

Tanto a nivel internacional como nacional, regional, provincial, etc., están surgiendo multitud de iniciativas que pretenden concienciar al conjunto de la sociedad en un uso y disfrute del medio natural de forma respetuosa.

A continuación se nombran algunos ejemplos de las iniciativas que están surgiendo desde distintos sectores:

Anterior: El deporte sostenible en el Mundo

Siguiente: Trail Aneto y Fútbool Americano

Cerrar [X]Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recopilar datos estadísticos sobre hábitos de navegación. El uso de cookies es necesario para la notificación de incidencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies